Una pena

Recuerdo hace unos cuantos años volviendo en el metro con una bolsa de Madrid Rock en mi mano. Acababa de comprar el último disco de Hamlet (todos hemos tenido un pasado, ¿vale?) y el disco me quemaba dentro de la bolsa, me hablaba diciéndome “¡Ábreme! ¡mira el libreto aunque no lo puedas escuchar!¡léete la letras de las canciones!” y como todos sabemos que no hacer caso a lo que una bolsa de plástico te dice, está muy feo, pues saqué el disco de la bolsa, agradecí tener uñas para romper el siempre conflictivo plastiquito que envuelve el cd y me puse a trastear.

Un disco, eso es lo que era lo que yo tenía en mi mano. Un disco en toda su esencia, con sus doce, trece, quince canciones que eran canciones con sus letras y su significado. Años después me encuentro con que en mi disco duro tengo aproximadamente 60 gigas de música con lo que de vez en cuando me sorprendo a mi mismo diciendo ¿quienes coño son estos?, discos que ni se quién son, y que a veces ni me importa.

El mercado de la música cada vez pasa menos por los discos (ya voy oyendo eso de que al cd le quedan pocos años de vida). El futuro se nos echa encima sin que podamos hacer nada para evitarlo y eso a veces da mucha pena.

Anuncios
Explore posts in the same categories: Reflexiones

4 comentarios en “Una pena”

  1. QUICO Says:

    Y que lo digas, no había nada como abrir el disco, sacar el libreto y ojear las letras/fotos en el metro impaciente de camino a casa… de hecho cuando algún disco que me he bajado me gusta mucho me lo acabo comprando.

    Es una lástima, porque aunque tengas acceso a más música, la gran mayoría ni la escuchamos, descargamos por descargar como yonkis de lo gratuito, que le vamos a hacer…

    Un abrazo Curro!

  2. Curro Says:

    De eso va Rockola.fm, de recomendar intentando acercarse a tus gustos lo más posible segun tus preferencias, sin la necesidad de que descargues cosas sin saber si te va a gustar lo mismo que el último disco de Chiquetete (que se que te encanta Quico)

    Otro abrazo pa ti, grande!

  3. Anonymous Says:

    Y el olorcillo a nuevo, no poner los dedacos grasientos en el libreto, y cuando alguien lo cogía vigilar que no hicieran ningún doblez …
    A me mi me gusta mimar los cedeses y no dejar que nadie me arrugue el libreto o me raye la caratula.

    Ana…

    el último Moldy Peaches, que casualmente está en rockola!!

    Besos

  4. Litos Says:

    …¿Y esos cd’s requeteusados que tienen rota la pestaña que engancha la caja del cd con la tapa?

    …¿Y ese libreto roto por la esquina y enmendado con celo de tanto meterlo y sacarlo de la caja?

    …¿Y ese incontable número de cd’s que hemos prestado y que nunca más volvimos a saber de ellos?


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: